Recursos Humanos

La mejor ventaja competitiva, tus colaboradores

colaboradores

 

El entorno de negocios actual obliga al área de Recursos Humanos (RRHH) a generar esquemas de beneficios y remuneración diferenciados para los distintos grupos generacionales que conviven en las organizaciones; esquemas que impacten de forma positiva los niveles de rotación y, a la vez, estén alineados a la estrategia del negocio.

La retención de personal es uno de los retos más importantes que enfrentan las organizaciones, porque los cambios demográficos y tecnológicos avanzan a gran velocidad, generando nuevos paradigmas y tendencias sobre la manera de realizar las actividades empresariales.

Por otra parte, la convivencia de diferentes generaciones en una misma empresa desafía la función de RRHH a crear esquemas de remuneración que satisfaga gustos, valores, anhelos, expectativas y formas de aprender diferentes. Una de las tendencias de los últimos años es que al cuidar a los colaboradores, se cuida al cliente. Esta idea envía el mensaje de que la inversión que se hace en el talento humano, redunda en los grupos de interés, lo que en el futuro mejorará la competitividad de la organización.

En este sentido, la implementación de programas para el cuidado de la salud de los colaboradores ha sido uno de los aspectos mejor tomados en cuenta en México. A partir de esta tendencia se han dado campañas para que los colaboradores detecten si tienen sobrepeso y revisen sus hábitos alimenticios con la asesoría experta de nutriólogos.

Pero aunque muchos de esos programas toman en cuenta las necesidades diferenciadas que pudieran tener las generaciones que conviven dentro de una organización y pese a que México ha dado pasos importantes para otorgar valor al talento y entender la congruencia generacional, los avances deben incrementar su velocidad. Las empresas han de dar un paso adelante al implementar estas acciones con una conexión más estratégica, con miras a generar valor con resultados confiables.

Las tendencias mundiales que buscan mejorar la condición de la empresa promoviendo el bienestar de los trabajadores invitan a realizar inversiones en capacitación que tengan un efecto positivo en la productividad y que atiendan factores de riesgos psicosociales, como las enfermedades profesionales.

Por ejemplo, tomar conciencia del estrés como una enfermedad laboral es otro asunto que obliga a reflexionar sobre cómo se entiende el trabajo dentro de una organización, lo que, sin duda, modificará la cultura organizacional.

De acuerdo con datos de la Asociación para la Gestión de Recursos Humanos (SHRM, por sus siglas en inglés), el cuidado de la salud es uno de los beneficios que mayor impacto positivo tiene en la retención del capital humano, seguida de prestaciones, que además ofrecen ventajas fiscales como los fondos de ahorro para el retiro y los beneficios de desarrollo profesional y de carrera.

image006Las tendencias provenientes de otras economías permean las empresas en México, pero éstas, a su vez, crean sus propios mecanismos para adaptarse a los modelos globales, sincronizando la funcionalidad con el modelo de negocio y el cumplimiento regulatorio.

Por esta razón, todas las medidas aplicadas por RRHH deben generar un impacto en los objetivos del negocio. Una estrategia para garantizarlo es establecer indicadores de medición que den seguimiento a la evolución de los colaboradores, y que permitan hacer adecuaciones pertinentes para garantizar el logro de los objetivos.

Hoy es clave entender lo falsa que resulta la idea de que mientras más horas se trabaje, más productividad tendrá la organización, y en el marco de los nuevos valores laborales y cultura organizacional es el área de RRHH la encargada de dar forma a un nuevo esquema en beneficio de toda la empresa.

 

 

Fuente: http://bit.ly/2b1RGzm

Categories: Recursos Humanos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *